Yo elegí a mi familia

Cuando cumplí 5 meses de embarazo decidí dejar el mundo empresarial y trabajar de dependiente. Me dediqué a velar por un negocio familiar, por la crianza de mi hijo y por mi familia. Es decir…pasé de un horario de oficina de 9 a 6pm, a tener un horario de…a quién estamos engañando?!?!?!…a trabajar sin horarios, sin remuneración fija, sin algo que depositarle a mi AFP…PERO a cambio, pude ver a mi hijo en sus primeros años, pude gozar todo el tiempo con él…sus primeros pasos, sus primeras palabras, sus abrazos y besos. Lo tuve TODO y más.

Realmente he sido feliz. Poder gozar de mi hijo a tiempo completo ha sido una bendición. He sido afortunada. Estoy enamorada de mi hijo y amo jugar con él y verlo desarrollarse pero… ¿por qué a veces sentía que algo faltaba?la foto(61)

La decisión que tomé en su momento fue la acertada. Dejé mi trabajo en oficina y pasé ser ama de casa. Valgan verdades, soy la PEOR ama de casa del mundo. LA PEOR. Jajajajaja En serio! Ajjaja me lo dijo mi esposo una vez y hablaba con ternura como reconociendo mis limitaciones jajaja Mis lavadas son en lavadora, si pudiese lavar los platos ahí, lo haría…limpiar si me encanta, pero cocinar es casi como mentarme la madre (a menos que sean dulces mmmhhh!!! Rico!). No soy la mejor ama de casa. Ni cercano a ello.

Si bien agradezco la oportunidad que me dio mi familia para poder pasar los dos primeros años de vida de mi hijo, pegadita a él… Voy a decir “Gracias pero No Gracias”.
Luego de dos años en casa siendo esposa y mamá a tiempo completo, decidí volver al mundo laboral y ser dependiente en una empresacomún y corriente. ¿Por qué? Porque quiero y porque puedo. La misma razón que me llevó a renunciar a esto desde un inicio…”porque quiero y porque puedo”. Y si bien muchas personas me han escrito ya a decirme lo terrible que les parece mi decisión porque si ellos pudiesen se quedarían en casa para poder ver crecer a sus hijos…Mi mensaje es

Ni yo soy tú, ni tú eres yo.

Esta no es la vida que quiero para mí. Y no me siento mal por decirlo. No amo a mi hijo menos por ello y mi matrimonio claramente no se está yendo al cacho por no estar en la casa 24/7. De hecho, mi matrimonio es mucho mejor desde que volví a trabajar en oficina. Soy FELIZ. Me hace feliz trabajar con mi computadora, cumplir los horarios y reportarle a un jefe. Me gusta. Y lo mejor que le puede pasar a mi familia, es tener a una mamá feliz que llega todos los días a casa con las pilas recargadas y emocionada por ver al hijo que no ha visto en todo el día.

No sé si las madres amas de casa podrán entenderme y no sé si las que nunca dejaron de trabajar podrían entenderme tampoco. Esto es lo que he decidido para mí. Y estoy TAN feliz por ello!

Hay muchos factores que influyen en la decisión de quedarte en casa o quedarte en la oficina…plata, tiempo, crianza, apoyo en el hogar, etc…pero una de las variables más importantes y que de alguna manera nunca prioricé es “QUE TE HAGA FELIZ”. ¿Fui feliz en casa? SI! Mucho! ¿Soy feliz en el trabajo en oficina? SIIII! Demasiado!
Habiendo estado en los dos lugares…puedo entenderlas. Y puedo decirles que todo va a estar bien. Que si realmente quieres estar en ese lugar, que sea por decisión propia, sopesando todas las variables. La variable “Familia feliz” pesa muchísimo…pero la variable “Mamá feliz” también pesa. Es un PESAZO! No la pongamos en último lugar. Mamá feliz=Familia Feliz… Ok, demasiadas ecuaciones jajaja sigamos…

Para las mamás que están en casa a tiempo completo… Entiendo cuánto les jode que pregunten “y tú no trabajas?”  SI TRABAJO, INFELIZ! Trabajar en casa es un trabajazo! Tengas ayuda o no, una nana, un apoyo de servicio, una suegra, una mamá, una tía o todas juntas. Igual es un trabajazo. Nadie puede desmerecer todo el esfuerzo que conlleva hacer que una casa no se caiga a pedazos y que tu hijo sobreviva un día! Mis respetos. Los míos y los de todos. Llegar a las 6 de la tarde muchas veces me parecía haber ganado una batalla completa. No caer dormida a las 8pm para poder hablar de algo con mi esposo era casi una proeza digna de los Record Guiness. Te entiendo. Te admiro. Haces un trabajo maravilloso y muchas veces la gente lo pasa por alto. Así que ojalá te dejen de decir “¿Y tú no trabajas?” o “Es que tú no trabajas”…porque trabajas más que todos los que te lo preguntan…y JUNTOS! Ojalá la próxima vez que te pregunten eso, tengas los huevos de decir “Si claro…no me acabas de escuchar? Soy mamá a tiempo completo en casa. Ese es mi trabajo.”

1504094_10151818002026366_170122449_n

Para las mamás que trabajan en una oficina…Tía, que yuca, no? El único momento para ti son…las madrugadas? Es que ya ni de la siesta de tu hijo puedes sacar un tiempo!!! (ojalá los jefes tuviesen siestas también). Qué difícil es manejar el stress de trabajo e intentar dejarlo todo en la puerta de la oficina para llegar “sana” a tu casa y disfrutar de tu familia.
Que complicado se hace a veces poder disfrutar del juego diario con los chicos y tener un pedazo del cerebro pegada a  la laptop intentando resolver ese problema en la ofi que te tiene curcuncha toda la semana.
Levantarte muy temprano, preparar loncheras (claramente tú te llevas al trabajo lo que a tu hijo le sobró el día anterior), preparar la ropa de todos, esperar a la nana (o la persona que te ayuda)…darle un abrazo muy fuerte y rogar rezándole a todos los santos, que lo cuide y lo quiera tanto como tú lo cuidas y lo quieres…pero no tanto, para que no le diga mamá o llore su nombre en vez del tuyo jjajajaja Cuántos sentimientos encontrados antes de irte y cruzar la puerta. Ves el reloj, aún no son las 6pm…ya llamaste unas 500 veces a casa y no hay novedades. ¿Ya son las 6pm? Que poco crédito te dan a ti mami de oficina. Es como si no entendieran que ser mamá no es un uniforme…no es que dejas de ser mamá porque te vas de casa…eres mamá y trabajadora. Es lo mismo. Y los dos son una chambaza.

image1 (3)

Mujeres, madres…en casa o en oficina…el trabajo es demandante…pero vale totalmente cada beso y cada abrazo de los tuyos. ¿Eres feliz donde estás hoy? Busca lo que te hace feliz. Sé la felicidad en tu casa. Una familia feliz es lo mejor que podemos regalarle a nuestros hijos.

Me da un poco de cosa cuando me preguntan “Por qué elegiste la oficina después de dos años?”… no señores…yo no elegí la casa o elegí la oficina…YO ELEGÍ A MI FAMILIA. Elegí una familia feliz. Esa fue mi elección. Y amé mis dos elecciones…amé la que hice hace dos años al dejar de trabajar en oficina…y amé la que hice hace 6 meses de volver a hacerlo.

Siempre elijo a mi familia.

10154045_10151988084406366_3505103917367875598_n
jajaja lo siento…somos así jajaja
Anuncios

Escrito por

Mamá de dos niños y esposa, obsesionada con los detalles, los horarios, y la organización! Creo que la maternidad TIENE que ser divertida! Tenemos que aprender a tomar todo con humor para sobrevivir a este sube y baja emocionante!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s